¿Cómo cepillarte los dientes si llevas brackets?

Cepillarte los dientes es mucho más que restregar el cepillo por tus dientes, y es aún mucho más complejo cuando llevas brackets. Es un procedimiento que hace falta aprender para realizarlo correctamente y evitar enfermedades bucales, mal aliento y la acumulación de sarro. La clínica Dental Rob, en el barrio de Sarriá de Barcelona, nos explica cómo es un buen cepillado.

A tener en cuenta si llevas brackets

Es importante tener en cuenta los siguientes puntos en el caso de que lleves brackets o estén a punto de ponértelos, ya que es imprescindible saber lo que te explicaremos a continuación para mantener una higiene bucal adecuada y evitar la acumulación de sarro y bacterias.

El cepillado

Es recomendable utilizar un cepillo dental con cerdas suaves, para que el roce de los brackets con las encías sea el mínimo y se evite el sangrado o la aparición de lesiones. La mejor posición es poner el cepillo en un ángulo de 45 grados tomando las encías como punto de referencia y hacer movimientos lentos, constantes y delicados. Deberías cambiar el cepillo cada 3 o 4 meses.

Cepillo interdental

Estos son cepillos diseñados para lograr una mejor y fácil limpieza, ya que con ellos se puede limpiar adecuadamente los espacios interdentales, para evitar la acumulación de placa que origina bacterias por los restos de comida atascados entre los dientes y los brackets.

La crema dental

Es mejor que humedezcamos el cepillo antes de aplicar crema dental, para poder obtener una limpieza más eficaz. Busca siempre un dentífrico que contenga flúor para que la sensibilidad disminuya.

Usa hilo dental especial para brackets

La clínica Dental Rob recomienda encarecidamente el uso de hilo dental cuando se llevan brackets, aunque no sea un procedimiento fácil de llevar a cabo. Igualmente, es recomendable hacerlo un mínimo de una vez al día para evitar que la placa se acumule, al igual que la aparición de una infección bucodental.

El repaso final

Antes de acostarte, es recomendable asegurarse de que no hay ninguna pieza de los brackets suelta o rota, que no quedaron restos de comida entre los dientes, que no hay zonas enrojecidas en las encías, heridas o rastros de sangre. También podemos aprovechar este repaso para asegurarnos de que la lengua está limpia, para evitar la acumulación de bacterias que deterioran los dientes y el mal aliento.

Enjuague bucal

El enjuague bucal es el complemento indispensable para poder acabar perfectamente con nuestra higiene. Esta nos ayudará a eliminar los restos de comida y la placa bacteriana que se acumula tanto en los dientes como en los brackets. También ayuda a reducir la hinchazón típica de encías y mejillas y previene el desarrollo de gingivitis.

Limpia los aparatos removibles

Cuando nos sacan los brackets, estos sueles sustituirse con aparatos removibles. Es especialmente importante mantener una correcta higiene de estos, y limpiarlos con mucho cuidado diariamente. El mejor momento es antes de dormir, para eliminar todas las bacterias acumuladas durante el día.

Cuidados profesionales para brackets

Es muy importante asistir sin falta a todas las citas pautadas por el odontólogo, ya que los brackets necesitan seguimiento regular, ser ajustados y revisados. El odontólogo necesita confirmar que el tratamiento está funcionando correctamente.

La incomodidad que se siente después de que nos ajusten los brackets es normal, sobre todo al morder o masticar, y es una sensación que puede durar unos días. En el caso de que la molestia persista se podría adelantar la cita, ya que quizá alguna de las piezas está rota.

La limpieza profesional es recomendable una o dos veces al año de normal, pero con brackets es el odontólogo quien dice cuántas veces son necesarias.

Hábitos que se deben dejar de lado al tener brackets

Hay algunos hábitos que deben dejarse de lado cuando se tiene ortodoncia, ya que pueden resultar peligrosos, pueden dañar o entorpecer el trabajo de los brackets.

  • Los caramelos y chicles son difíciles de disolver, se enredan en los brackets y fomenta la creación de caries al tener un gran exceso de azúcar.
  • Los alimentos con mucho azúcar pueden ser peligrosos, se filtran como si fueran cemento entre los brackets y causan caries.
  • Los alimentos duros o crujientes como semillas, palomitas o frutos secos se rompen en trozos pequeños al masticar y se meten entre los brackets.
  • Los alimentos ácidos o picantes pueden causar dolor al entrar en contacto con zonas irritadas.

Sarriá, en Barcelona

Al barrio de Sarriá de Barcelona podemos encontrar muchas clínicas dentales, como la clínica Dental Rob, ya que es una zona que acumula muchas clínicas médicas en general. Sarriá es un barrio donde vive mucha gente de Barcelona, hay comercios pero es muy residencial. Además, hay muchas escuelas, razón por la cual Sarriá es un sitio perfecto para que las familias encuentren sus médicos y dentistas.

 

Leave a reply